These are the reasons why I hate iPhone X

Cómo hacer un apagado forzado en el iPhone X

Le abrí la puerta, formé la entrega y abrí la caja de cartón. Y sí, ahí estaba esta el otro envase blanquito con la silueta del iPhone en colorines. La abrí como si fuese un regalo navideño y ahí estaba esperándome. ¡Qué maravilla! , pensé mientras lo cogía y quitaba el plástico protector. Me apresuré a encenderlo y configurarlo con mimo.

These are the reasons why I hate iPhone X
These are the reasons why I hate iPhone X

Ahora, casi un mes más tarde, odio el iPhone X. Odio haber empleado un dineral en él, odio ese cromado que se araña con la mirada , odio la inconsistencia del Face ID y odio ese tamaño.Si bien el tamaño del dispositivo no es que sea mucho mayor a un Plus, el mayor radio de pantalla me hace imposible usarlo con una mano , y eso que no las tengo precisamente pequeñas.

Esto me lleva a tener la continua sensación de tener miedo, miedo a que el teléfono se me caiga y la reparación cuesta lo que cuesta, una barbaridad. Reconozco que en un principio pensé que sería todo cuestión de adaptación , pero una vez pasado casi un mes, no he conseguido adaptarme y sinceramente, no creo que ya lo haga. No es un teléfono para usar con dos manos, pero menos para hacerlo con una.

Te puede interesar
November 3rd was a very special day, as it is every Friday. Apple had notified me that the iPhone X was in delivery, and my nerves were on edge . I tried to take it as a normal day, while savoring a cup of coffee.

At mid-morning the bell rang and I jumped up and down like a spring. I looked at the screen of the video doorman and it was indeed him, the delivery man. My heart began to beat faster as I was seized by a beastly emotion, like the one that occurs every year on this date with Apple releases.

You may be interested in

Similar Posts